Tarjetas de Crédito - Las mejores tarjetas de crédito de Chile


by Fabiola

Diferencias entre créditos rápidos online y microcréditos

creditoonline

Cuando se ve las ofertas de créditos rápidos online y microcréditos que andan circulando en volantes y correos electrónicos, se suele pensar que se trata siempre de lo mismo, después de todo, en ambas ofertas se habla de prestar dinero y en ningún momento uno se detiene a pensar que un tipo de crédito puede resultar más caro o menos conveniente que el otro.

Es algo difícil visualizar, al darle una primera mirada a las ofertas de dinero, todas las condiciones que vienen aparejadas con cada uno de estos créditos. Por eso vamos a entregar las claves que trae cada una de estas ofertas de créditos, a fin de saber para qué situaciones conviene más tomar uno u otro tipo crédito y no equivocarnos.

¿Qué son los créditos rápidos online?

Los créditos rápidos que se ofrecen para obtención en línea, son créditos que sirven para cubrir grandes necesidades de dinero urgente, ya que éstos créditos pueden comenzar en los $500.000 pesos y terminar en los $20.000.000 o incluso más, con plazos de devolución que van hasta los 4 o más años, con meses de gracia para el primer pago y muy poco papeleo para tramitarlo.

En el caso de los que son clientes de un banco, y si figuran con un buen comportamiento financiero, tendrán siempre la posibilidad de tomar un crédito de estos sin tener que hacer absolutamente ningún trámite extra, más allá de tener que llenar algunos datos de la solicitud online. Luego de efectuarse la solicitud, un ejecutivo les contacta y les confirma que esta ha sido aceptada, y se procede al abono del dinero en la cuenta.

Principales características de los créditos rápidos online:

  • Se puede pedir desde $500.000 pesos.
  • Las cuotas se pueden programar a 4 o más años.
  • El dinero se abona dentro del día en la cuenta del solicitante, en caso de haber sido aprobado.
  • Cuando no se es cliente de un banco, se debe enviar liquidaciones de sueldo y los últimos pagos de AFP y dependiendo de la institución financiera o banco, piden un aval.
  • Los tipos de interés pueden ser muy altos para aquellos solicitantes que representen un alto riesgo de no pago y muy bajos para los que sean clasificados como de bajo riesgo.

Requisitos para pedir créditos rápidos online:

  • Llenar el formulario con los requerimientos.
  • Enviar escaneados el CI, las copias de las últimas 6 liquidaciones de sueldo y AFP.
  • La cuenta a la cual abonar el crédito solicitado y la cuenta a la cual se cargarán las cuotas.
  • Dependiendo de la evaluación comercial, pueden pedirles un aval.

creditoonline

¿Qué son los minicréditos?

Los minicréditos se pueden solicitar también en línea, pero con ellos no se puede obtener más de $500.000 pesos y la devolución se pacta por lo general en una sola cuota, o en más, considerando un CAE que tendrán que comparar para finalmente elegir cual es menos costoso.

Características de los minicréditos:

  • Se puede pedir pequeñas cantidades de dinero, desde $50.000 pesos hasta $500.000, para pagar en una sola cuota o más.
  • Se gestiona el microcrédito dentro del día.
  • La solicitud se hace de forma simple y sin mayores trámites.
  • Requisitos para obtener un minicrédito:
  • Calificar en la entidad que presta en dinero.
  • Tener una cuenta bancaria, teléfono y email.
  • Dependiendo de la entidad financiera, puede que soliciten liquidaciones de sueldo, AFP u otros requisitos.

¿Cuáles son las diferencias entre créditos rápidos y los minicréditos?

Una de las principales diferencias entre los créditos rápidos online y los minicréditos, son los montos que se pueden pedir y el costo del crédito. En el caso de los créditos rápidos, pueden obtener cantidades de dinero importantes, para cubrir algún problema mayor o una necesidad de consumo de alto costo, en cambio con los minicréditos, cubren algo puntual y específico, pequeño, más fácil de pagar en una sola cuota, cuando reciben su sueldo.

El costo de ambos créditos difiere también de manera enorme. Uno u otro puede resultar más caro, por lo cual siempre se debe evaluar el CAE del crédito, que es el costo total del mismo, y comparar, a veces sale más a cuenta pedir más dinero ya que se termina pagando menos intereses y gastos administrativos que si se pide menos, aunque se quede con deuda por más meses. La gracia es que pagarán más cuotas, pero dispondrán de más dinero que pueden invertir en algún arreglo para la casa y pagarán menos intereses que si piden menos dinero. Siempre la clave es comparar.